sábado, 15 de octubre de 2016

Cíclica.

Debieron advertirnos de pequeños que la vida adulta era así: cíclica.

Desde que nacemos hasta que nos convertimos en adultos trabajadores es un de 0 a 100.

Cuando llegas al 100 todo queda raso, lineal. Y la vida se vuelve un círculo. Desde lo más pequeño como es un día: te levantas, comes, trabajas, te aseas, descansas. Repite.

Luego semanalmente: de lunes a viernes trabajando y cansado, fines de semana descansando. Repite.

Luego mensualmente: trabajas todo el mes, cobras, pagas. Repite.

Y anualmente!! Trabaja medio año, mini vacaciones de verano (y ni eso), trabaja medio año, mini vacaciones de invierno. Repite.

Y así. Siempre así. No hay nada más. Y pasan los meses y los años y todo sigue igual, raso y cíclico. Aburrido y monótono. Inapetente y tedioso.

Cuando tienes fiesta algún día entre semana te alegras de poder descansar más o poder tener un ratito libre para dar una vuelta y airearte. Pero no hay nada más sustancial en la vida.

Con suerte tendrás un sueldo "decente" y podrás pagarte unas vacaciones de una semana al precio del oro, ahorrando y sacrificándote previamente. (Sinceramente creo que no merece la pena; volver al trabajo después es devastador. Pero qué queda, si no? Ver cada día el mismo puto escenario deprimente).

No hay más. Y lo triste es que ya lo sabía, pero no era consciente de lo duro que iba a ser.


¿Qué puta broma es ésta?

¿Dónde dejé el ticket? Quiero que me devuelvan mi vida.

2 comentarios:

  1. Triste pero cierto, yo realmente aunque por un lado híper culpable por no currar con 30 años y seguir viviendo con mis padres, por otro lado te juro que al menos pienso: cuanto más tarde empiece a currar mejor -porque para estar así tooooda la puta vida... Y luego tienes que dar putas gracias por tener curro, que eso sí que ya es la risa máxima.

    ResponderEliminar
  2. Es una mierda. aunque leyendo a Flaura yo estoy igual que ella y también es una mierda, he estudiado muchísimo, carrera, masters, cursos....y me siento gilipollas, he puesto todo mi dinero en mejorar mis expectativas laborales y sigo en casa de mis padres no consigo trabajar de lo mío a pesar de que lo buco cada día y sigo formandome y buscando oportunidades. Trabajo en trabajos de promotora de vez en cuando y me desespero. Enfin. Espero que en la vida hay algo más. Besos. Eva.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...