domingo, 19 de julio de 2015

Venazo con el pelo.

Hace ya varios meses que estoy muy contenta con mi pelo. Está liso, "lustroso" (como dice mi novio xD), sedoso, sano. Con su volumen, porque tengo tantísima cantidad... pero domable. En fin, muy contenta.

Sin embargo, me reconcome algo que siempre he querido hacer pero nunca me he atrevido: llevar un corte MUY corto. 

Es algo que siempre he tenido en mente como algo lejano, pero algo que tengo que hacer en esta vida. Quiero saber qué es llevar el pelo corto. Sentirlo, experimentarlo. Y también gozarlo, porque es comodísimo y no da apenas faena. Pero es arriesgado, porque no a todo el mundo le queda bien.

No me hago a la idea de cómo puede quedarme... sería ir a la aventura por completo, echarlo a suertes. Si queda bien, genial. Si no queda bien... a apechugar hasta que crezca. No sé, pero creo que me encuentro en el momento de hacerlo. Aún así, me falta un pequeño empujoncito para estar convencida del todo.

La verdad es que llevo ya muuuchos meses con este peinado: corte recto, color castaño, larguito por debajo de los hombros, raya al lado... y me siento un poco lineal. Aunque me veo bien y me encanta como está, me apetece verme diferente. ¡Ya crecerá y volveré a tenerlo como ahora! ¿¿No??

Creo que es momento de cambiar y tengo un poco de miedo por el resultado. He estado buscando peinados de referencia y ésto es lo que he encontrado que más se ajusta a lo que quiero:

Éste me encanta... claro que no me teñiría, quizás unos reflejos rubios en las puntas pero poco más.


Los dos de arriba no me gustan; esta imagen la cogí para hacerme una idea de cómo podría ser por detrás.

¡Qué bonita es esta chica! Me gusta muchísimo su pelo, aunque inicialmente preferiría el lado izquierdo algo más largo y con más volumen, y el lado derecho más cortito (rapado pero sin pasarse).



Éste es un ejemplo de lo que NO quiero. Quiero que se diferencie mucho un lado del otro: una parte muy corta y la otra con buena cantidad.

Impresionante... éste me fascina, aunque lo querría un pelín más largo de la parte izquierda.
 


Hoy lo hablaba con mi novio, le enseñé algunas fotos y me dijo que era un corte muy atrevido. Y... mmmmfh!! Me hace dudar... pero con la tontería acabó diciéndome que si me lo "rapaba", él se rapaba toda la cabeza jajajajaja, ¿en seriooooo? ¡¡Trae el móvil que llamo a la peluquera YA!! Ésto no me lo pierdo.

(Nota: mi novio es muy presumido y tiquismiquis con su pelo, va a retocárselo cada 3 semanas y se come bastante la cabeza peinándose)

No, todavía no he pedido hora pero me lo estoy pensando muy seriamente... ¡qué nervios! No sé si me atrevo... ¡¡pero es ahora o nunca!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...