domingo, 30 de diciembre de 2012

2013.

No sé por qué, me suena feo el número 2013.

Lo que sí sé, es que este año lo acabaré y empezaré año nuevo con dos hijastros en la cara. Sí, dos súper mega granos que me tienen amargadita. Madre de Dios. Del tamaño de la uña del dedo gordo del pie. Últimamente me hago fotos localizadas en la cara, para que se vean bien los granos, y es horrorizante. Las pondría, pero prefiero reservarlas para el antes y el después del tratamiento. Qué ganas tengo, por favor. Quiero acabar con esta pesadilla. Me desanima salir a la calle con esta carnicería en la cara.

Veamos como me las arreglo, porque cuando pongo maquillaje en granos de este calibre (la cantidad normal) parece que me los he encementado por completo, y no es así. Casi que es peor maquillarlos (para disimularlos, claro, porque para curarlos desde luego sí es peor). No lo haría si no fuera porque, además, están como coagulados de sangre por debajo, y se ven con un rojo muy muy intenso. Vamos, fatal. Me tiene muy desmotivada el tema. Porque por lo demás de la vida en general me siento muy bien, y tiene que venir el grano a joderla.

Me estoy poniendo Differine gel, una pomada que me recetó la dermatóloga hasta que comience el tratamiento hormonal. 30€. Dicen que es una pasada; yo estoy peor que nunca.

Pero bueno, quitando el destrozo emocional y anímico que me provocan los granos, ¡ESTOY MUY CONTENTA! Y con muchos propósitos para este año nuevo, aunque son los de siempre, pero me veo con ganas de cumplirlos en el transcurso de los próximos meses.

1) Acné. 2 de enero, ansiada cita con la dermatóloga. Quiero ese tratamiento en mis manos YA, en mi boca, en mis venas. Dios. YA

2) Estreñimiento. Es mi combate permanente. Ahora en Navidades me estoy excediendo de lo lindo y en cosas que son totalmente contraproducentes para mi tránsito intestinal, pero soy consciente de ello. Mañana en fin de año me pegaré el festín de mi vida, comeré lo que me plazca, de eso no tengo dudas. A partir de ahí, debo plantearme un cambio algo radical en mi alimentación. Fibra, agua y paciencia. Algunas pequeñas prohibiciones que taponan el intestino; hay que apechugar. De vez en cuando me voy a permitir chuches, serán mi único (bueeeno, entre algún otro) capricho. Pero debo ser estricta. Debo ponerle valor. No vale comer bien y a media tarde ver un pote de olivas e hincármelo de lleno. O un paquete de pan bimbo. No merece la pena llenarme a mierdas para luego sentirme hinchadísima y a punto de estallar. No merece la pena estar todos los malditos días con infusiones laxantes para sentirme como una persona normal. TODOS LOS DÍAS. Se tiene que acabar. Y más ahora, que voy a empezar las prácticas y tendré que estar al lío a las 8:30 de lunes a viernes. ¿Cuándo me tomo la infusión? Vaya drama... No voy a poder. Sólo los fines de semana. ¿Cómo voy a estar 5 días... ¡5 días! sin hacer nada...?

Debería habérmelo planteado hace años, años... soy gilipollas, pero he tenido que verme en el extremo del taponamiento máximo y en el "cansancio" que me produce este problema, esta dependencia, este malestar digestivo... para ponerme a ello. Sí, lo voy a hacer. Pero soy muy de picoteo, necesito frecuentemente comer alguna cosita, y peco con lo que haya. ¿Queso? ¡Venga queso de 300 g! Necesito tener cosas a las que recurrir que sean buenas para evitar el estreñimiento, tipo snacks, algo fácil y rápido. Porque no voy a ponerme a las 7 de la tarde a cocer verduras. ¿Sabéis de algo? Me gustaría también beber siempre leche de soja, me encanta, pero "no nos lo podemos permitir"...

A lo que iba, debo concienciarme completamente y acabar con este problema. Concienciarme de las cosas que debo comer y las cosas que NO PUEDO comer. También buscaré medicamentos o cosas naturales que ayuden al intestino, ¡quiero acabar con los laxantes! Esto me va a costar dinero, encima... y tiempo, muuucho tiempo.

3) Yoga, pilates o similares. Esto ya creo que es para rellenar, pero la verdad es que me gustaría hacer alguna actividad de estas, principalmente para desestresarme, creo que tengo una ansia interna que me puede en muchas ocasiones. En general soy tranquila, doy tranquilidad vaya, pero por dentro soy un manojo de nervios incontrolables.

4) Prácticas. A darlo todo. Al fin voy a ver la realidad de mi profesión, ya mismo, a la vuelta de las vacaciones. Serán 3 meses. Estoy nerviosa e ilusionada a la vez. Quiero currármelo, pero no quiero tener trabajo en casa. Eso es lo malo, siempre nos mandan trabajos, memorias, programaciones, etc. por escrito y que hay que entregar en papel, y eso me tiene en vilo, no me deja disfrutar. Por eso, intentaré llevarlo siempre al día y que no me pille el toro.

5) Keratina. Ya mismo, ya mismooo, compraré el tratamiento y me lo pondré. ¡Qué ilusión! Ojalá vea resultados... Publicaré cuál he utilizado y cómo me ha funcionado :)

6) Inglés. Aunque ya tengo el nivel Intermedio, 3 ó B1, quiero más. No quiero quedarme ahí, quiero prosperar en el inglés. Así que me apuntaré al curso intensivo de verano, que dura un mes, y me presentaré al examen del siguiente nivel. Me costará unos 250€ la broma, pero supongo que habré cobrado la beca y podré hacerlo. Me da miedo no llegar al nivel, no aprobarlo, pero quiero poner todo mi empeño.

7) Dentista. Me trae de cabeza hace años... en mi adolescencia llevé aparatos, pero me lo hicieron tan mal y fue tan pésimo todo, que los dientes me quedaron igual. En esos momentos mi familia se lo podía permitir y, aunque no tenía ni tengo la boca del todo mal, me lo hice. Pero ahora, me molesta. Hay un diente de abajo que está especialmente mal colocado, y me toca la moral (aparte incordia un poco). Me gustaría "ponerlo" bien. Quiero visitar distintos dentistas y que me den presupuestos. Todo se verá... Me gustaría, aunque el factor económico influye bastante. Pero tengo testimonios que confirman que esta ortodoncia puede llevarse a cabo por 700€. Así que, que no me timen.

8) Tema X. Quiero solucionarlo, y todavía está ahí, sin saberse nada... Pronto tendré noticias. 


Joder, me he autodesmotivado escribiendo todo esto. Qué asco, qué difíciles pueden ser algunas cosas. Aunque siempre dicen que podría ser peor, que hay gente con cáncer, etc. Ya, coño, no seamos catastróficos. Lo sé y me da mucha pena, ojalá tuviera el antídoto a todos los males. Pero yo vengo aquí a hablar de mi libro. Y a quejarme.


¡Feliz año a todo el mundo! ¡Procuremos ser mejores personas con el medio ambiente y con el prójimo; movámonos en lugar de lamentarnos, busquemos alternativas a la crisis, no dejemos que nos roben, sigamos adelante e intentemos vivir lo mejor posible!

miércoles, 26 de diciembre de 2012

Diane 35 y GHD.

Llevo casi un mes tomando Diane 35 y casi un mes con la regla. 

Empecé a tomarlas el primer día de la regla, tal y como dice en el prospecto. Pasaron sus 5-6 días aproximados, y seguía sangrando.
Estupendo

Cabe decir que, al fin, cesó (aunque dejando restos), pero disminuyó considerablemente hacia el día 17 (es decir, con la píldora nº 17). Después de tomarlas 22 días, volvió a venirme la regla (estoy en el periodo de "descanso"). Total, que he tenido la regla, han pasado 15 días o menos y me ha vuelto a venir, y en esos 15 días también he estado sangrando a punta pala.

ESTO ES UN DESTROZO PARA EL ORGANISMO DE LA MUJER. Sobretodo, en mi caso, teniendo en cuenta que tengo anemia.

Tengo cita con la dermatóloga el 2 de enero. En cuanto tenga en mi poder la receta del Roacután, ADIÓS PASTILLAS ANTICONCEPTIVAS. Paso completamente.

Para colmo, hay personas que, con tomarlas un mes, han tenido efectos y problemas de por vida.
No me gusta nada...


Por otro lado, mi queridísimo amor fue a Andorra y me trajo ¡¡¡¡¡LAS PLANCHAS GHD!!!!!
¡Qué contenta, por favor!
Aunque mi pelo es como es, una mierda, y no queda liso tabla, pero mejora. Y con ellas podré sellar la Keratina.

¡Es nuevo el modelo! :D
Aunque no se lo muestre, estoy muy agradecida, muy muy mucho. Ha sido un detallazo (aunque ya me lo olía) y me están salvando la vidaaaa jajaja.


A parte, y esto sí que no me lo esperaba en absoluto, ¡¡LA COLONIA FANTASY de Britney Spears que llevo AÑOS deseándola, poniéndome 3 kg de ella en todas las perfumerías a las que entraba!! Me encanta.
Por otro lado, he de admitir que soy muy fan de Black XS de hombre, me fascina (para mí xD). De hecho también me la regaló hace un tiempecito y estoy encantada. Es muy especial.

No me suelen agradar las colonias de mujer (excepto la Fantasy; por cierto, aquí, por lo menos, cuesta 30€).

Jolín, ¡¡no me merezco todo ésto!! Desde luego el mejor regalo, mi joya incomparable y de valor infinito, ES ÉL.

Para él, escogí hace unos años la Diamonds de Emporio Armani. Qué locura de olor. Es hombre total (para mí no me gustaría). Huele a hombre elegante, a hombre hecho y derecho, a ¡¡HOMBRE!! La mejor que he olido jamás. Y, aunque a él también le gustan otras, supongo que le tira más ésta (por mi culpa). Y encontramos una oferta en la que estaba por 45€, cuando suele costar 70-85€. ¡GENIAL!


Por último, mi hernia umbilical finalmente se trataba de una infección interna del ombligo. Qué cosa más extraña, oye. Pero sí. El médico inspeccionó el abdomen para descartar la hernia; en cuanto lo hizo, nada, medio minuto, me dijo que era infección, sin mirarlo ni nada. Higiene local y pa' casa.

LO TENGO COMO UN BOTIJO, JOLÍN. Parece un berberecho grande. Ayer, incluso, salió pus. Hoy ya noto que el dolor disminuye; me lo lavo continuamente y me pongo yodo y agua oxigenada. No sé cómo ha podido hacerse tan grande eso de ahí dentro, parece que va a explotar.

A ver, ya sabía que hay que lavarse el ombligo, lo hago y también desinfecto a menudo el piercing (que por cierto, no me lo puedo poner porque ni cabe de lo hinchado que está, aunque igualmente en estos momentos no me lo pondría, obvio; aclaro que lo llevo desde hace 7 años y no ha provocado la infección), pero quién sabe si eso se va a infectar por dentro, por favor... Claro, si nos echamos crema en la tripa, pasamos por el ombligo y entra... También hay que secarlo al 100% después de las duchas y vigilar que no entren pelusas de ropa o cualquier elemento externo. También depende de la forma del ombligo de cada uno; el mío es bastante profundo y tiene sus pielecitas que tapan el agujero (vamos, que hay que abrir bien para verlo).

En fin, ¡¡doy gracias por no haber sido nada peor!!


¡Me apetece fiesta de fin de añoooo! ¡Ueeee! :D
Eso sí, no quiero más gambas, Dios. Después de años y años sin catarlas, este año me he animado y no supero el asquito que me da pelarlas, quitarles la cabeza y masticar ese cuerpo crujiente y sucoso. No sé, no me es placentero. Y luego el pestazo en las manos. (Bueno, igual cae alguna jajajaj naaaaah, pero que me la pelen xD)

¡Felices fiestas! 

martes, 25 de diciembre de 2012

Hernia umbilical.

Llevo unos 5 días con dolor de ombligo. Unos pinchazos permanentes al estirarme, bocabajo, al tocar... todo el tiempo. Hoy han sido más agudos. 

Me he quitado el piercing por creencias paternas extrañas, pero está claro que no tiene que ver. Mi novio dice que es de tocarlo o de comer tanto xD menudas Navidades, me estoy poniendo fina filipina, no tengo perdón. Lo que para la mayoría es mucho, ¡para mí es poco! Y considero que he comido muchííísimo... así que... para alucinar, de verdad. No sé cómo aguanta mi estómago. Precisamente esta tarde he tenido dolor de estómago, y en fin... no aprendo. Me lo voy a permitir hasta que acaben las fiestas, ¡qué menos! Debemos disfrutar de estos momentos, creo yo. Pero tengo que moderarme más.

A todo esto, no creo que venga de ello el dolor de ombligo.

El caso es que hace un rato he notado que el dolor ha empeorado y tengo, al tacto, una zona del ombligo más dura. A la vista está normal, pero al tocar parece que está inflamado/hinchado. Y bueno, estoy preocupadísima. Ya había buscado qué podía ser, pero ahora no sé por qué me da la sensación de que me van a operar de una hernia de ombligo y estoy cagadita cagadita. 

Mañana por la mañana iré a urgencias si el dolor no ha disminuido. Una hernia es, digamos, una ruptura de nuestros tejidos que provoca el desplazamiento de los órganos. En la umbilical, el intestino delgado se hace hueco en la cavidad del ombligo. Es común en los recién nacidos por el mal cierre del ombligo o por ser un tejido todavía débil.

En fin, estoy cagada. Me digo a mí misma: "coño, ya hemos pasado por apendicitis y mamoplastia, ¡esto no será nada!". Ya claro, pero si se puede evitar, mejor. Es un mal trago, sobretodo si no has decidido tú entrar a quirófano, porque es por un problema que ha ocasionado tu cuerpo por sí solo. 

¿Por qué, joder? :(

¡Quizás estoy siendo catastrófica y no es nada! Uy, parece que de repente me duele menos... (jiji)

No, la verdad es que duele, es muy incómodo y extraño.
Ay Dios, ¿cómo quedará mi ombligo?

¡¡No, por favor, que no sea una hernia!! 
Qué ganas tengo de ir al médico, ¡¡JAMÁS LO HABRÍA DICHO!!

miércoles, 19 de diciembre de 2012

¿Que por qué no tengo Guatsap ni Feisbús?

Aparte de la problemática parejil que suelen ocasionar las redes sociales... (no es mi motivo primordial ni mucho menos). Me satura.

Me satura estar 200% disponible para todo quisqui en cualquier circunstancia, momento y lugar. Me agobia. No podría. No es que los haya tenido y los haya cerrado/quitado; es que paso de vivir la experiencia para comprobarlo (de nuevo). Me satura únicamente pensarlo.

Cada persona conectada a las redes es un cebo más, una víctima más de sus efectos. Es una manera de perder el tiempo creyendo que estás socializándote. Para mí es un encierro. Utilizo el móvil para quedar, para decir dónde y cuándo, no para desahogarme con mis "amigos" ni contarles mi vida ni enterarme de la suya. Es puro cotilleo y pura comodidad también. 

Estar con personas en una cafetería y que todas, todas tengan el móvil en la mano agachando cada dos por tres la cabeza me entristece. ¡¡Queda con esa persona con la que hablas, coño!! Pero es que están todo el santo día mirando el móvil, escribiendo, vibrando... Diiioos, me estresan. ¿De verdad les queda algo más por decir/hablar? No lo entiendo...

Por no hablar de la gente PESADA, muy PESADA.

No podría depender de esas redes sociales. Me volvería loca. 
Tanta gente a cada instante del maldito día...

Esto me pasó en mi época adolescente. Creo que por eso ahora estoy mejor aislada de toda esa mierda, siendo independiente de prácticamente todas las relaciones sociales-artificiales. A mi gusto, tiene mucha más riqueza amistosa ver a esa persona y hablar de tú a tú, cara a cara

Es mucho más sencillo soltar las cosas detrás de un cacharro y con palabras escritas; a la hora de la verdad suelen ser menos gallitos de lo que aparentan...

En mi adolescencia el cachibache de moda era el Messenger. Bueno, no sé si de moda, parece que fue el primero que llevó a terreno más personal los típicos chats de las páginas web, y fue un boom. Al principio bien, normal, tienes pocas personas (de las pocas que lo tenían...) pero se fue masificando, así como también mi fama o popularidad en "mi tierra". 

Fui a 3 institutos distintos, y en los 3 se armó la marimorena con mi llegada. Todo el mundo me conocía y yo no conocía a nadie. Me hice muy amiga de otra chica que estaba muy pufada y siempre fuimos el blanco de las miradas, críticas y cotilleos. No había ente con pito que no nos hubiera tirado los trastos, y no había arpía que no nos hubiera tachado de putas, a pesar de, por lo menos yo, no haber estado con nadie.

Pero son las apariencias, la fachada, la imagen la que crea un mundo a tu alrededor del que eres totalmente inconsciente. Tú sólo vas a estudiar tal y como eres; el resto se ocupa de hacer un culebrón a tu costa. Pero claro, tienes que tener algo que sobresalte, que llame la atención, sino la historia no triunfa. Pues algo tenía yo que hacía que cada día el instituto fuera un hervidero de comentarios. Pero bueno, yo ajena a todo, divirtiéndome con las personas con las que me llevaba bien.

Poco a poco, el número de contactos del MSN subía. Las putas que tanto te odian también te agregan y aprovechan para discutir de quiénsabequéabsurdo o para echarte en cara que su novio te ha mirado. En otra conversación tienes al novio tirándote la caña y proponiéndote indecencias a las que tú ni contestas, porque estás alucinando.

Así se pasaban las tardes, aunque también hablando de gilipolleces con las personas afines a ti.

Más tarde, llegó la época discotequera. De nuevo, la reina del lugar. No lo digo como algo positivo en absoluto. Lo cierto es que al principio alucinas, porque no comprendes el éxito. Cuando descubres y ves claramente el palo de que va la gente, lo entiendes. Pero no hice nada para que fuera así, o bueno, si plantarme en los lugares tal y como soy es el motivo...

Menos mal que siempre he sido una tía que marca las distancias, no como mi amiga... ella sí que se metía en mierdas y hacía que muchos novios pusieran los cuernos adrede... yo jamás caí en esa breva. Siempre "he sido" una borde y una creída ante el ojo ajeno, ¿por qué? Por no involucrarme del todo, por ir más a mi bola y pasar de todas las movidas extrañas que tiene la gente... Es que, hay que ver cómo gusta el follón.

El caso es que, cada vez que abría el MSN, el ordenador se colapsaba de tantísimas conversaciones que me abrían a la vez. ¿Que por qué aceptaba a la gente? Me daba bastante igual... Nunca me había molestado hablar y conocer gente para pasármelo bien, pero llegó un momento que siempre ponía que no estaba y hablaba con las 4 personas que me interesaban. Y la gente, pesada de los cojones, mandando 50 mensajes seguidos, zumbidos y molestando hasta el fin... Luego te ven y te dicen: ¿qué pasa? ¡¿por qué no contestabas el otro día...?! Mmmmmm, ah, ¿es que es una obligación contestar a todo el mundo? Venga ya... Y si tardas en contestar... ¡uy, uy! "¿qué estás haciendo? ¿pasas de mi cara, no? ¡oye!" Algunas personas cuando se "hartaban" me montaban unos pollos... y discursos de que iba de subidita por la vida. ¿Hasta dónde vamos a llegaaar? Hablo con quien me apetece, coño.

Llegó a ser muy cargante. Todo el mundo puede contactar contigo, hablarte e involucrarte en situaciones sinsentido. Hace varios años que me deshice de las redes sociales y, curiosamente, poco he vuelto a saber de toda esa gente. Porque son un bullicio de cucarachas roñosas. Sí que conocí buenas personas, pero también malas. Y acabas viendo sin querer la finalidad o el por qué de tanta popularidad... nadie se molesta en conocer de verdad a las personas. Mi lucha en todos esos años ha sido demostrar lo que valgo, demostrar lo que hay debajo de este pelo planchado, esta cara maquillada y esta ropa extremada. Y me ha costado horrores. Así que desaparecí del mundo virtual y me centré en lo que me importaba de verdad.

Ahora ya pueden decir barbaridades de mí que jamás me enteraré, además de que me importa un colín lo que digan, lo que hagan y con quién se líe o se deje de liar cada uno/a. 

Todos deberíamos centrarnos en lo que nos hace felices... el mundo sería mejor, sin duda.


En conclusión; me estresa, me agobia y me satura esta nueva era online, que al fin y al cabo es la misma que la de mi época pero más avanzada y más grave, desde luego.

Se está acabando el trato directo, estamos creando personas dependientes de Internet y sus servicios para hacer vida social. Esto no debe usarse como desarrollo de la vida social, debe ser UN COMPLEMENTO que facilite tu vida social.

Qué pena.

jueves, 13 de diciembre de 2012

Naviestafas.

La Navidad no es una época que repudie ni mucho menos; me gusta, son unos días distintos al resto del año, y son una buena excusa para reunir a la familia, cosa que no se hace el resto del año. ¿Creéis que sin las Navidades, las familias se reunirían en otro momento? Las que quieran sí, obvio, pero las que por motivos profesionales, falta de tiempo, dedicación familiar, etc. no pueden, pues es perfecto.

Me gustan porque pasas buenos ratos, te diviertes y comienza un año nuevo, un año nuevo que nos hemos inventado nosotros, porque el tiempo es irreal... es una creación nuestra que nos ha encadenado a la rutina y a las obligaciones... Pero bueno, ahí está, y vivimos con él, y la Navidad te da, digamos, esperanzas para volver a comenzar y soñar con que todo irá mejor. ¿Que podríamos divertirnos y pasarlo bien igualmente? Claro, es que cada familia tiene una manera distinta de celebrar sus vacaciones invernales (Navidades, vaya). Son totalmente adaptables a los gustos de cada uno y, si no se quieren celebrar, ¡¡pues que no se celebren!!

Lo que sí me da mucho asco es el hecho de dejarte todos los putos ahorros en regalos de mierda (y ahí entra la forma de cada uno de celebrar la Navidad. ¿Por qué gastarse la paga en regalos? ¿Por quéé?). A quien le sobre el dinero, pues perfecto, enhorabuena. Pero las familias que estamos en mala situación económica, ¿por qué cojones tenemos que tirar el dinero en objetos materiales los cuales, por cierto, los niños no saben valorar (en general)? Me da mucha rabia. 

Sí que la experiencia de los Reyes Magos es muy bonita y hace ilusión, a mí siempre me la hizo y cuando la vivían mis hermanos pequeños aún más, pero cuando no se puede... NO SE PUEDE. Algún detallito, qué sé yo, para quedar bien. Pero no, no basta con quedar bien ni con tu familia cercana (la de casa) y mucho menos con la "lejana" (primos...). Hay que dejarse el sueldo. Sí o sí. Luego, oh, la cuesta de enero, es que es muy dura la vida, es que estamos en crisis... y cientos de milongas más. 

Pues raciona el puto dinero y no lo gastes en chorradas sin las que podemos vivir perfectamente.


Veeeenga, la Blackberry para la niña, el iPad para el niño y cincuentamil porquerías más. Así nos salen de caprichosos y estúpidos, dándoles todo lo que quieren... (mientras tanto yo contando céntimo a céntimo para echar gasoil al coche). Que ya saben quién son los Reyes y saben cómo estamos, ¡abrid los malditos ojos! ¡¡REALISMO!!

Así que nada, a vivir un par de meses penosos en casa. Lo gracioso es que encima, como soy la mayor de las mayores, me como los mocos (vaya, que no recibo nada, soy una Reina Maga más). Pero la Reina Maga es consciente de la realidad y traerá un par de detallitos para que no la juzguen de rebelde y tacaña (aunque quizás me lo digan más aún por no haberme estirado mucho). 

Lo siento, pero somos una unidad y si nadie mira por el bien económico de la familia, yo, por lo menos, miraré por el mío.


De paso decir que estoy más que harta y tengo unas ganas tremendas de independizarme, pero todavía me queda mucho que aguantar y callar en esta madriguera llena de injusticias.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...