viernes, 17 de noviembre de 2017

Depilación láser, ¡al fin!

Este verano pasado, de casualidad, me llegó una invitación de un centro de depilación láser para una sesión gratuita de axilas. No tenía nada que perder, así que acudí encantada.

Cuando te haces la depilación láser es importante depilarse con cuchilla. Supongo que el pelo tiene que estar "activo", presente, para poder atacarle hasta la raíz.

Sólo estuve 3 ó 4 días afeitándome las axilas antes de la sesión, fue algo precipitado.

No aguardaba muchas esperanzas, pero pasaron los días y el pelo no salía, o salía muy poco y sin pinchar. Me quedé sorprendida y emocionada, porque además el pelo de las axilas me estorba una barbaridad, y eso que no tengo mucho. Los de las piernas o las ingles los puedo dejar unos días tranquilos, pero el sobaco tiene que estar impoluto siempre.

La chica también me dijo que no tenía mucho pelo, pero bueno, el que hay molesta.

Total, me convencieron tanto los resultados que pedí hora para hacerme medias piernas, ingles (completas) y axilas. No lo hice ipso facto porque el dinero tenía que sobrarme. No estoy para caprichos. Pero me vino bien para empezar a saco con la cuchilla.

Me recomendaron estar mínimo 20 días afeitándome para que la sesión fuera efectiva; para que hubiera el máximo de pelos posible. Aunque estés recién afeitada el nacimiento del pelo está ahí, debajo, y es donde el láser ataca.

Estuve 1 mes y pico pasándome la cuchilla y fue un HORROR. Llevo muchos años quitándolo de raíz y, aunque engorroso, el resultado es más agradable y duradero.

Las primeras veces me hacía unas sangrías tremendas, heridas, raspadas, cortes... luego fui pillándole el truco pero al día siguiente ya pinchaba. Tener que afeitarme cada 2-3 días es fastidioso, tanto por la pereza como por la irritación como por tener los pelos ahí bien majetes, como escarpias. Y las ingles?? Se puede pasar más mal llevando las ingles afeitadas???? Hostia.


Al fin llegó el día de la sesión. Pensaba que dolería menos. Las axilas no fueron nada, porque es poca la superficie. Medias piernas se me hizo largo, soportable pero se notaba. Pero las ingles... tortura china. Qué dolor.

Me dieron cita de nuevo en 1 mes.

Me fui contenta pero como si una excavadora me hubiera apisonado xD

Lo que no esperaba fue que pasaron los días, y el pelo salía vergonzosamente. No necesité afeitarme de nuevo hasta pasados 4-5 días, aproximadamente. Me pasé la cuchilla y comencé a pinchar (aunque no mucho) a eso de los 3 días.

Alucinante. Qué suavidad.

En el pubis tengo clapas. En las piernas se me van curando las heridas de pelos enquistados.

Lo de las piernas era un problemón. Ya he contado alguna vez lo extremadamente mal que tengo las piernas. Como si una bandada de mosquitos me hubiera avasallado, pero con pelos por dentro de la piel que no paran de crecer y no salen. Con la cuchilla no mejoró demasiado, ya me lo temía. Tenía que hacer ésto para acabar con ello. Llevo unos 8 años con las piernas hechas un cuadro...


Estoy tan emocionada. Funciona, ¡¡FUNCIONA!!

¡¡Estoy deseando hacerme más sesiones y que no salga nunca más!! Por favor. Increíble.

Donde menos lo he notado es en las ingles, aunque tengo clapas, persiste más. Pero como fue la zona más dolorosa, creo que la chica bajó la intensidad. No fue como en las piernas, que se podía trabajar soportándolo mejor. Aún así, el pelo no es tan fuerte.


¿Y por qué he esperado tanto tiempo para hacerlo? Porque todos los sitios eran/son carísimos y aquí pude probar gratis, el precio me pareció genial y, además, conozco algunas chicas que van ahí también y lo recomiendan.

El sitio se llama Elha: www.elhadepilacionlaser.com

El precio de una sesión de medias piernas, ingles y axilas es 49€. Se puede optar por un pack personalizado, hacer zonas sueltas... un gozo.

Además, el trato fue estupendo y el sitio muy adecuado. A mí me inspiraron confianza.

Por el bajo precio pensé que no sería tan efectivo, pero tenía que probar. Voy a seguir yendo, ¡sin duda! Y eso que sólo llevo 1 mísera sesión jajaja.

49€ al mes de momento, y después se irá espaciando cada vez más. El número de sesiones varía por persona, pero creo que con 10 ya tienes unos resultados sobradamente aceptables.


No quiero emocionarme en exceso pero tengo fe en que funciona y que voy a acabar con este "calvario"! Jajaja.


Me duele que me importe tanto el pelo corporal; he superado muchas cosas (planchas, maquillaje, etc.), pero ésta no. No lo soporto, es superior a mí. Además del inconveniente añadido de los pelos enquistados.

Así que por fin me lancé a ello :D

jueves, 26 de octubre de 2017

Mi madre.

Mi madre está ingresada en un centro psiquiátrico desde hace unas semanas.

Llevo en shock todo este tiempo.
Lo voy aceptando pero sigue causándome estremecimiento. 


Nunca he hablado extensamente de mi madre. Siempre he hecho menciones, poco agradables, así por encima, contando alguna anécdota. Por ejemplo, en todo el asunto de las deudas que tengo, la raíz es ella.

Mi madre nunca fue buena madre. Cuando yo tenía 10-11 años mis padres se separaron definitivamente después de muchos años de martirio y tormento. Mi hermana ya había nacido y mi hermano estaba en camino... a quién se le ocurre.

Pasaron muchas cosas. Mi padre, antes de que se marchara, le ofreció partir la casa. Seguir viviendo en el mismo lugar pero separados y sin molestarse demasiado, pero no quiso.

Se nos llevó a los 3 con poco éxito, pues mi hermana y yo íbamos al colegio del pueblo donde vivíamos, y mi padre nos iba a buscar y nos devolvía cada día a casa de la madre de mi madre. Obviamente era muy poco práctico, y mi padre consiguió que estuviéramos con él entre semana.

Los juicios por la separación, custodia, separación de bienes y divorcio se fueron dando y a mi padre le costó muchísimo ganarlo todo. Siempre estuvo en tela de juicio, literalmente.

Primero consiguió la custodia de mi hermana y mía, y pagaba la manutención de mi hermano al cual no podía ver nunca. Nosotras íbamos un fin de semana cada 15 días con mi madre y fue lamentable. Mi hermana, por suerte, era demasiado pequeña para verlo todo.


Mi madre ya tenía otro novio. Mi hermano dormía en la habitación con ellos, en su cuna, mientras se inflaban a porros todas las noches haciéndole un submarino.

Yo sólo los veía cada 15 días pero me podía hacer una idea de cómo era el resto del tiempo. Una vez, mi hermano, que no tendría ni 2 años, no quería cenar. Puede que tuviera el estómago cerrado de tantos malos tragos. El gilipollas del novio de mi madre le obligó a comer, le metió la sopa a la fuerza y el niño acabó vomitando. El muy gilipollas le zurró, le dio una fregona y le obligó a fregar su vomitado entre lloros.

Yo estaba al otro lado de la mesa mirando, atónita, cagada.

Otra vez, mi hermana se perdió en la playa bajo la vigilancia del gilipollas mientras mi madre se bañaba. Al volver del baño, se percató de que no estaba y la buscaron. Cuando la encontraron, el imbécil le dio dos hostias en la cara a la pequeña.

Todo fue en presencia de mi madre, permitiéndolo y hasta, bajo mi punto de vista, aprobándolo (a ella también le gustaba zurrar, pero me parece peor permitir hacerlo a un degenerado desconocido).

Me obligaban a bajar a mis hermanos al parque en una ciudad súper transitada. Yo con 11 años y mis hermanos 2 y 3 (aproximadamente). No sé hasta qué punto ya era mayor para hacerme responsable de dos prácticamente bebés. Perdí a mi hermana una vez. El parque estaba en puto pleno centro, sin vallas, con carreteras a 3 bandas. Por suerte apareció de la mano de dos abuelitos cruzando otra calle. Me cagué viva.

La gota que colmó el vaso sucedió un día que vino un hermano de mi madre a visitarla y, muy oportuno, sacó el tema de mi padre y dijo que era un cabrón. Obviamente salté y lo defendí, a lo que el subnormal de mi tío me respondió con un puñetazo en la boca.

Se me encharcan los putos ojos.

Mi madre no hizo jodidamente NADA.

Tuvo que llevarlo a una habitación a parte porque empezó a gritar, a ponerse nervioso y a llamarme puta y que me iba a matar.

Mi padre, a pesar de tener unos 12 años en esos momentos, me proveyó de un móvil-cacharro para concretar las horas de recogida o por si pasaba algo digno de mención. Me encerré en mi habitación y lo llamé despavorida para que me viniera a buscar rápido. Recogí mis cosas y bajé a la calle sola a esperarle.

Mi madre NO HIZO JODIDAMENTE NADA.

No volví nunca más.


Con el tiempo, mi padre siguió luchando, mi madre se intentó defender, y acabaron dándole la custodia completa a mi padre. Mi hermano ya tendría unos 3 años y pico. Imaginaos lo que tuvo que ser cambiar totalmente de ambiente y de personas y no volver a ver a tu madre, lo único que conocía.

El pobre siempre "tenía" problemas de salud, respiratorios y morados extraños, venía con pipetas y medicamentos que, curiosamente, no volvió a necesitar nunca más. Se adaptó muy bien, aunque los primeros días sólo decía "mama" y, por ello, le buscamos una foto para que la viera. Pero se le pasó pronto.

Una vez ocurrido ésto, mi madre siguió revoloteando, viniendo a la salida del colegio para raptarnos, pero mi padre se ocupó de avisar a todos los profesores y de estar ahí mucho antes de tiempo. Hubo una semana que tuvimos que encerrarnos en casa, a oscuras, fingiendo que estábamos fuera para que dejara de venir.

Mis hermanos siguieron yendo con ella un finde cada 2 semanas (cuando las cosas se calmaron) pero yo no estaba presente. No quiero imaginar. 

Al cabo de un tiempo se fue a vivir a Andalucía con el novio maltratador por unos años. Una vez fui a Andalucía en verano, ya tendría 14 años, con la excusa de que eran vacaciones (porque yo ya no la veía nunca - mis hermanos iban con ella la mitad de los periodos vacacionales). Recuerdo que nos llevaron a una balsa y el hijodeputa lanzaba a mis hermanos al agua; ellos no querían, sobra decir.

Con 15 años pasó la movida de la casa. Volvió de Andalucía. Mi padre intentaba negociar con ella que le vendiera su mitad; se la iba a pagar merecidamente. Pero puso muchas trabas hasta que le armó la jugarreta de venderla a unos mafiosos. Durante mucho tiempo tuvimos muchísimo miedo de que nos desahuciaran. Recuerdo que una vez me armé de valor y la llamé para pedirle que, por favor, solucionara el tema porque sus hijos nos íbamos a la calle también. Ella contestó que era un asunto entre "tu padre y yo".

Ella alguna vez intentó acercarse a mí con cartas bonitas recordando cosas de cuando yo era pequeña que me destrozaban y me hacían llorar mucho. Nunca le contesté.

Después de la relación que tuvo con mi padre y de las movidas, él siempre ha sabido que nunca ha sido una persona estable. Lo ha vivido en sus propias carnes y yo también he visto gran parte.


Desde entonces, básicamente desde los 11 años y definitivamente desde los 15, nunca tuve contacto con ella ni quise hasta hace cosa de 1-2 años, con 26-27, que mis hermanos ya se fueron haciendo adultos.

Mis hermanos, en la adolescencia, mantuvieron menos contacto con ella por la misma adolescencia en sí, ya sabéis, amigos, fiesta, novios, estudios, historias. Pasada la edad del pavo, se pusieron algo más serios y retomaron el contacto con ella. Yo no pintaba nada hasta que un día organizaron una comida familiar en la que me quisieron incluir y crearon un maldito grupo de Whatsapp con ella. Mi madre, mis hermanos y yo.

Blanca.

Así me quedé.

Me hice la loca durante bastante tiempo. Alguna vez me llamó y no lo cogí. Venía a buscar a mis hermanos para ir a comer y yo me escondía, les decía que dijeran que no estaba.

Es que no quería verla. Ya había conseguido olvidar, dejar todo atrás, y se me estaba revolviendo la mierda en el estómago de nuevo.


Mis hermanos nunca han sido conscientes del daño real que nos ha hecho mi madre. Eran demasiado pequeños y ella les contaba mil mentiras de mi padre y nuestra familia. Mi padre sin embargo nunca dijo ni mú.

A todo esto, cuando mi tío me dio el puñetazo, mi padre me llevó al médico a por un parte de lesiones y a denunciar. 2 ó 3 años después salió el juicio (de vergüenza) y le perdoné la vida porque me dio lástima.

Por lo que sé, ella tuvo relaciones bastante tóxicas (además del gilipollas) y también se tiraba los trastos a la cabeza con su familia. Con ella, son 9 hermanos. Han tenido muchísimos problemas.


En fin, después de un tiempo acabé yendo a una comida familiar con la excusa de ver también a los abuelos, tíos y primos, y mi madre se centró mucho en mí. Pero de buen rollo, hablando de la vida, los estudios, el trabajo, cosas sin real importancia, como cuando hablas con un conocido.

Poco a poco consiguieron liarme para los cumpleaños de mis hermanos. De repente se empeñó en felicitarnos y querer celebrarlo invitándonos a comer a un chino, haciendo tartas suculentas, trayéndoles a mis hermanos material escolar, huevos de gallinas camperas...

[[ Mis abuelos eran "masieros": trabajaban en una masía, vivían ahí y se ocupaban de todas las labores domésticas además de cuidar un huerto y animales. Cuando mis abuelos se retiraron, mi madre decidió llevarla y hacerlo su trabajo. La masía está en el quinto coño, hay que decirlo. En plena montaña, bastante apartada del pueblo más cercano. ]]

Después quiso acercarse a mí, me hizo un regalo por Reyes... a veces íbamos a quedar los 4 pero por circunstancias alguno de mis hermanos fallaba y a mí me incomodaba muchísimo estar sin ellos al completo.

En definitiva, estaba haciendo pequeños esfuerzos por acercarse a nosotros y vernos. Pero poco, eh. Primero unas 3 veces al año, luego 1 vez cada 3 meses... poco a poco en aumento. Alguna vez me he visto en la fastidiosa situación de verme con ella a solas. Fue con la excusa de que un tío mío inauguraba su bar; yo pensé que seríamos más gente de la familia y no, ese día no.

Lo pasé muy mal porque en la vuelta en coche para dejarme en casa empezó a sacar temas más profundos y me llegó a decir que mi padre la maltrataba. Mira, el fuego ardió dentro de mí, pero mantuve la compostura evitando el tema y deseando llegar al destino. Es que es mentirosa como ella sola. No la habré visto dar bofetadas en toda la cara a mi padre. Hasta a mí. Cachetadas con su mano marcada por días. Anda que no tenía la mano suelta. Y mi padre JAMÁS la tocó para hacerle daño, jamás.

Ahora mismo tiene un novio extranjero (vive fuera) y es un maldito paranoico, acosador y celoso. La tiene en un sinvivir, me consta. Pero tampoco creo que ella sea una santa.


En conclusión, agradecí su acercamiento (aunque para mí innecesario) pero tenía muy claro que no iba a esperar más que una relación cordial.

La cosa es que hace unos 2 meses habíamos quedado de ir a comer en familia a la masía. Llegó el día y la verdad es que no me apetecía, como siempre, pero me llamó. Yo pensaba "joder, qué marrón". Pregunté a mis hermanos, porque prefiero ir si están ellos, y dijeron que vale, pero que nos fuéramos pronto. Perfecto.

Resultó que tuve que ir yo. Es decir, ella no nos venía a buscar. Entiendo que es un palo venir, volver, venir, volver, y que no pasa nada por hacer el esfuerzo de ir. Pero era la puta primera vez que iba yo. Para mí fue traspasar una barrera infranqueable. No soy yo la que me tengo que acercar a mi madre, es ella la que se tiene que acercar a mí. Y punto. Y si no lo hace, las cosas se quedan así.

Fatal, no sé. Muy mal. Yo no quería llegar a este punto. Pero mi madre empezaba a ponerse pesada con quedar más, hacer más cosas juntos. Todos los días mandaba mensajes de buenos días y buenas noches. Algunas veces contestaba, otras no. Como mis hermanos también hablaban, les dejaba el trabajo a ellos.

Llegó a coger cierta confianza como para quejarse de que no contestábamos a veces. Que pasábamos de ella.

Mi madre es una persona complicada de tratar; superficialmente es agradable y se puede hablar con ella, pero cuando profundizas puede llegar a ser perturbador.


Un día, después de esta comida familiar, nos dejó mensajes raros sobre migrañas y que estaba teniendo una semana dura de trabajo. Ese mismo fin de semana (domingo) su madre, nuestra abuela, llamó a mi hermano muy asustada diciéndole "tu madre no está bien, no habla, se le ha ido la olla, estoy preocupada". Ella no podía ir a la masía porque no tiene carnet de conducir, y casualmente ningún hermano de mi madre podía llevarla.

Mi hermano nos avisó a mi hermana y a mí: oye, a la mama le está pasando algo raro, me ha bloqueado en el móvil, la llamo y no lo coge, la yaya dice que se le ha ido la cabeza...

Yo mantuve la sensatez pero mi hermano estuvo muy pesado con ir a la masía (al quinto coño) a verla y nos organizamos para ir el lunes a las 8 de la tarde cuando todos acabamos nuestras cosas. Es que ahora resulta que nos tenemos que preocupar por ella y sus problemas cuando nunca se ha preocupado por nosotros.

Antes de emprender camino hacia la masía, mi hermano llama a la abuela y dice que está con ella (en otra ciudad que está más cerca). Fue conduciendo, tan mal no estaría. Pero mi hermano quiso ir igual.

Nos encontramos con ella y estaba muy acelerada, con los ojos como platos, y nos empezó a contar historias de que la estaban acosando, que la vigilaban, que hablaban mal de ella en el pueblo, que le hacían cosas al coche para que no arrancara... unas paranoias acojonantes

En realidad no sabemos nada de su vida, qué cojones pintamos. Pero bueno.

Cenamos con mi abuela y mi madre mientras ella hablaba de temas extraños, pasando de una cosa a otra como si nada. Yo estaba deseando largarme.

Mi hermana le dijo que hoy durmiera ahí, tranquila, y que fuera al médico, psicólogo o lo que fuera. Yo le dije que podía plantearse cambiar de vida, dejar la masía, venirse a la ciudad, otro trabajo menos sacrificado, cambio de aires y de gente...

Mi madre está muy sola. Ya no por cómo es ella sino porque encima se ha ido a trabajar aislada del mundo. Baja al pueblo a hacer vida en el gimnasio y un par de actividades más, pero hasta ahí hablan mal de ella, la acosan, etc. No sabe tener relaciones de amistad.

Nos marchamos para casa. Yo estaba tranquila, mi hermana sin embargo se quedó asombrada. Le conmovió su mirada, dijo que parecía una niña pequeña con miedo mirando al abismo, y como con ráfagas esquizofrénicas. Ay, muchacha... le dije yo. Así la he visto yo decenas de veces. No me sorprendía nada.

En el camino de vuelta hablamos sobre todo eso. Yo estaba un poco refunfuñona por la que tuvimos que liar para ir a verla para prácticamente nada. Por qué teníamos que acudir ahí forzosamente cuando ella no ha estado nunca, y menos cuando la hemos necesitado. Mi hermana dijo: yo no haré lo mismo. Vale, no vas a no ayudar a las personas porque tu madre no te ha atendido nunca, claro que no. Me explico: hay personas que pagan sus traumas con el mundo. No digo que lo pagues con el mundo. Pero es que es ella. Tampoco digo que la dejemos tirada, pero relax, analicemos la situación.

Les dio pena verla así. Antes de marcharnos nos dijo: estoy preocupada por vosotros. Nosotros dijimos que no tenía de qué preocuparse, que estábamos muy bien. Ellos lo tomaron como que su novio extranjero celoso podía intentar hacernos daño. Jajajajjaja. Me mondo. Niños, se siente culpable por no haber estado a nuestro lado nunca, es lo que pasa. Por eso está preocupada: porque no nos tiene. Ni a nosotros ni a prácticamente nadie, y se lo ha ganado a pulso.

Les conté algunas cosillas que ellos no sabían. Es que eran demasiado pequeños, no se dieron cuenta. No estoy diciendo que no debamos ayudarla, simplemente que ahora no vamos a beber los vientos por ella. Por lo menos yo no lo siento así, no me sale. Suerte tiene de tener dos hijos más. Lo siento.


Pasó la semana y daba alguna señal de vida por Whatsapp pero poca cosa, hasta que llegó de nuevo el domingo. Me llama mi hermano asustado y despavorido: vamos a la masía, por favor, la mama está muy mal, le está pasando algo...

Hablamos con nuestra abuela y con una de nuestras tías que estaba ahí, en la masía (se reúnen de vez en cuando para comer). Tratamos de relajar a mi hermano, pues mi madre ya estaba atendida y la ayudarían si lo necesitara. Él quería ir igual. Le dije que no; no era necesario. Se enfadó conmigo.

Por lo visto le entró un ataque psicótico de que la vigilaban en la montaña, una bomba atómica, y quiso ir a la carretera con un cuchillo a suicidarse.

Mi tía llamó a una ambulancia y fueron a por ella.

Mi hermano nos acusó: ¡¡mi madre se quiere suicidar y me decís que me relaje!!
No podíamos hacer nada, era la verdad.

La llevaron a un hospital, estaba agitadísima, nerviosa... la sedaron, le hicieron un TAC, un análisis de sangre y el "diagnóstico" fue: centro psiquiátrico. La trasladaron al rato.

No nos pudieron dar ninguna información más ni se la pudo visitar hasta pasados varios días del ingreso.

Finalmente nos dijeron cuándo podíamos ir a verla y acudimos. No puedo describir cómo me sentía. Me sentía pálida, descompuesta, con todo el cuerpo temblando. No sabía cómo reaccionar. Cuando la vi en ese estado deplorable me quedé pasmada, estupefacta, pero tuve que fingir una sonrisa, darle dos besos de buenas, cariñosamente. No podíamos alterarla de ninguna manera ni parecer preocupados.

Estaba somnolienta, lenta, medicada a tope. "No estoy loca, eh", decía. Nos habló de sus alucinaciones. Cambiaba de temas como si nada.

Me fui de ahí hecha un guiñapo, hecha trizas. Qué desapacible. Tenía la piel de gallina, tuve que decirle que tenía frío cuando no hacía ningún frío.


Hace unos días hablamos con el psiquiatra que la lleva y se trata de un brote psicótico. No se puede relacionar ahora mismo con ninguna enfermedad mental, hay que ver la evolución.

Lleva unas semanas ingresada y está algo mejor, pero claro, está tomando antipsicóticos fuertes.

Los primeros días me daba muchísima angustia y pena pensar que estaba ahí encerrada, sola, con otra gente con problemas. Me sabía tremendamente mal. Ahora no me parece tan mala idea, ahora me da miedo qué pasará cuando salga.

Todavía tiene para unas semanas más. Ahora le han bajado un poco la medicación y quieren ver cómo responde. No creen que pueda ser esquizofrenia pues es algo que se manifiesta en la adolescencia, sería un caso muy raro, pero desconocen sus antecedentes. Yo ya les comenté que nunca ha estado estable... pero episodios tan heavys creo que no ha tenido. Aunque no soy la única que podría hablar. Puede haber estallado ahora por juntársele con mucho estrés, agobio, carga emocional, depresión...

Por lo menos, mientras mantenga la medicación (que será a largo plazo), no creerá que el mundo conspira contra ella, ni que la persiguen, ni que quieren hacerle daño... sí que tendrá cosas raras pero no sentirá amenazada su vida. Eso sí, tiene que tomar la medicación y seguirán viéndola de forma ambulatoria. El primer día no quiso que la medicaran y tuvieron que pincharle a la fuerza.

Mañana vamos a verla de nuevo; estamos yendo un par de veces a la semana y lo más triste es que nadie más la va a ver. Nuestra abuela ha ido alguna vez, pero menos que nosotros.

Me siento responsable de ella y no me gusta nada. ¿Es que cuando salga vamos a tener que estar pendientes de ella siempre? ¿Es que nadie más la va a ayudar? ¿Acaso me ayudó ella en esos 15 años que pasó de mi puta cara?

He tenido que dar MI número de teléfono a SU psiquiatra.

Sé que suena horrible y egoísta pero no quiero ser responsable de ella. Me da miedo que eso pase. Y me da pena también. Me sabe tan mal.

Ojalá pueda hacer vida normal, recuperar su rutina, que se tome su medicación y trate de ser feliz. Verla de vez en cuando, pero sin estrechar más los lazos. No quiero más. No.

Que si no queda remedio obviamente estaré, la ayudaré; no la voy a dejar tirada, no quiero decir eso. Pero me fastidia. Porque, aunque medicada, ya hablaba de ir al cine juntos cuando salga, que si tal, que si cual... aunque también nos habla de cosas extrañas, apariciones, "Dios es amor", sectas, bombas...

Por lo menos tengo a mis hermanos. Pero es que en las visitas a veces uno de ellos no viene, yo sí estoy siempre. Soy la mayor, soy la que tiene carnet de conducir y coche...


Recuerdo que cuando la fuimos a ver por el primer susto mi hermana dijo: si tuviera carnet de coche mañana mismo por la mañana la recogía y la llevaba al médico.

..........

¿Qué me quieres decir?


Guardo rencor, quizá. Pero no creo que sea eso. Es que no quiero más relación, ya está. Yo ya estaba bien antes de que me metieran en el puto grupo de Whatsapp. 

No la necesito, porque aprendí a no necesitarla a la fuerza.


Todo esto me ha chocado tanto... mi madre con episodios de psicosis en un centro psiquiátrico.

Me da miedo lo que pasará. No quiero saberlo. No quiero que pase.

miércoles, 25 de octubre de 2017

Lo tendré en cuenta.

Mi novio y yo llevamos 9 años juntos. 9 añazos y varios meses.

No suelo hablar de él en profundidad porque no tengo nada destacable que decir. (Hoy sí, entonces? Jaja, puede ser. Sí, vaya)

Nuestra relación es y ha sido muy buena, con algunos altibajos al principio cuando nos estábamos conociendo. Hasta que no pillas el "tranquillo" a la otra persona puede haber roces.

Conectamos muchísimo. No puedo decir que somos el uno para el otro porque somos muy diferentes, tenemos ideas que chocan, etc. Pero lo bueno es que ninguno de los dos busca su "media naranja", su "amor de su vida". Y curiosamente estamos más unidos que muchas otras parejas que van de eso. Nos respetamos en profundidad, nos comprendemos, nos reímos muchísimo, nos encantamos físicamente, nos acompañamos en todo, hablamos con la mirada...

Creo, y creo que él también lo cree, que una relación sana, fuerte, verdadera, se construye desde la libertad. En realidad somos libres. Cada uno con su vida pero con un espacio en común para nosotros en el que nos encanta estar juntos y hablar y abrazarnos y chincharnos.

A veces hablamos de otras parejas y él ve las meteduras de pata, los líos, las renuncias en las que se meten. Y es mi hilo de esperanza para pensar que todo seguirá igual de bien, igual de libre, igual de perfecto.

No nos exigimos nada más que confianza plena.

Y pasa que, desde hace unos días, estoy rayada. Aunque hoy estoy bien, estamos bien, y me puedo dormir muy tranquila. Pero eso no quita que haya pasado algo que me hace reflexionar y mucho.

De higos a brevas tenemos algún roce, y quizá ese es el problema, que tenemos tan pocos que cuando los tenemos no es que sean graves y fuertes, sino preocupantes.

Llevábamos unos días reguleros porque nos estábamos viendo poco. Entre que él trabaja a turnos, yo he tenido cuestiones que atender, me voy a mi casa a dormir de vez en cuando, él queda con sus amigos para cenar o también tiene sus cuestiones...

Esta es una situación bastante normal, y no es que nos provoque indiferencia: al contrario. Estábamos deseando tener unos días tranquilos y no despegarnos. Hasta que me soltó un comentario raro cuando le dije que me salió un compromiso un domingo por la mañana. Como que para qué me metía en esas mierdas si luego no me apetece; que luego para otras cosas sí me quejo o no acepto.

Cóoooomo? Porque eso se puede decir a buenas o a malas, y era a malas.

También justo ese día yo salí tarde por una reunión y él trabajaba de noche, con lo que nos vimos media hora. Le contesté "de qué vas, chaval".

Estaba cansado, últimamente está muy chafado con el trabajo y algo enfadado por temas familiares, está un poco irritable, así que le dije que no pagara sus problemas conmigo. Que yo, precisamente, estoy para que me cuente sus preocupaciones, para que se desahogue, para escucharle y apoyarle. No venía a cuento que me soltara eso.

Nos despedimos un poco moscas.


Hace un tiempo dije que estábamos viviendo juntos. Bien, sí, pero ha cambiado un poco la cosa. No quiero contarlo al detalle porque es demasiado revelatorio, aunque me encantaría soltar toda la mierda. Nosotros vivíamos en su casa, en la casa de su familia. Hubo una temporada en la que no había nadie. Todos sus hermanos estaban independizados con sus parejas y sus padres tampoco vivían ahí. Él y yo pasamos una larga temporada en mi casa hasta que tuvo un accidente y estuvo de baja muchos meses sin poder conducir; entonces fui yo a la suya y, en ese tiempo, coincidió que nos quedamos solos. Él se hacía y se hace cargo de todos los gastos, sólo él, nadie más de su familia.

Fue una muy buena temporada, hasta que uno de sus hermanos rompió con su pareja y volvió. Estuvimos los 3 otra buena temporada hasta que se echó otra novia y la trajo ahí. Si ya fue un verdadero caos y asco los 3, no quiero explicar los 4. Es que no quiero dar detalles, pero para mí ha sido un infierno.

Para hacerse una idea: cualquier piso compartido, con compañeros de piso que no son familia, es mejor. Eso fue una anarquía, una asquerosidad. Yo iba por mi cuenta totalmente. Pero a veces se hacía demasiado complicado. Por ejemplo, no podía ni fregar mi puto plato porque la pica estaba a reventar de platos y ollas, rodeada de mosquitos y olor a podredumbre. Y eso no es nada.

Acabé tan harta que me volví a mi casa y le exigí a mi novio pillarnos un piso de alquiler. Y mira que voy mal de dinero, pero lo deseaba con todas mis fuerzas. Me daba igual. Quería estar tranquila sin que nadie me tocara los ovarios, así de fácil.

Total, su hermano lo dejó con la novia y volvió otro tiempo de calma, pero luego se echó otra y así... ahora va y viene. Pero hay más, hay otras historias con otros familiares, y no sólo eso sino que ahora le da a todo el mundo por ir ahí cada día, a la hora que les apetezca. Y yo no puedo más. Todo es de todos, todos tocan todo, todos guarrean todo. Mi comida la guardo en el armario de "nuestra" habitación, a la que por cierto entra quien le da la gana.

Por eso duermo en mi casa muchas veces.

Él no ha querido que nos vayamos de alquiler porque tiene fe en que la situación se calme, pero yo no. Él está cómodo en su casa, yo no. A él no le importa ver a su familia cuando a ellos les apetezca, a mí sí. Para ver a la suya, me vengo a ver a la mía.

Esto, aunque pueda parecer que sí, no ha afectado a nuestra relación. Nosotros seguimos igual de bien, de hecho sólo me quema a mí.

Lo que sí me guardo bajo llave es que él no ha querido que nos vayamos solos de alquiler por los motivos mencionados y también por la responsabilidad que atañe. Ahora como todo es un caos en su casa, él no es responsable de nada (aunque paga igual). Se vive muy bien así. A mí también me conviene. Yo no voy a limpiar la mierda de nadie. Que todo esté hecho un asco me la repampinfla. Pero es comprensible que no quiera pertenecer a algo así.

Porque luego soy la rarita, la separatista, la que tiene sus platos y cubiertos, la que tiene una rejilla de la nevera para sus cosas y no quiere que se mezcle con nada más, la que tiene sus toallas... Vale, soy algo escrupulosa, pero con este ambiente es algo que sorprenda? Creo que no, eh.

Aquí viene mi as en la manga: siempre he comentado que yo no quiero tener hijos y que él sí. Que a pesar de todo este caos y libertad que tenemos ahora llevando 9 años juntos, él en algún momento querrá "sentar cabeza". Y entonces no querré yo.

Yo he querido que nos fuéramos juntos, solos. Se lo pedí por favor, le di casi un ultimátum y no quiso. Precisamente porque no quiso yo no insistí mucho más. Si no quiere, no quiere. No le voy a obligar. Seguimos así, en una situación desagradable para mí (sólo para mí), yéndome a mi casa de vez en cuando, volviendo a la suya a regañadientes. No es poco tiempo el que llevo ya así.

Bien, ya pedirá. Ya querrá. Cuando él quiera, yo no querré. Y me dan igual las consecuencias.


Después de la despedida mosca anterior, tuvimos un fin de semana loco, nos vimos poco aunque siempre dormimos juntos. El lunes tuve unos asuntos... en fin, locura. Ayer, martes, por fin estuvimos más relajados.

No es ningún secreto que soy un poco raruna (aunque para mí es lo normal). Él más que nadie lo sabe porque soy muy transparente con mis pensamientos, con mis manías, con todo. Es quien más me conoce.

Me estaba preparando para ir a trabajar, ya estaba vestida, y me dice: ¿dónde vas así? ¿Es que no te puedes poner un pantalón largo, como todo el mundo? ¿Que no ves las fechas en las que estamos?

Que quééeéééeééeeee!??

"Eres una notaria, siempre tienes que ser la notaria" (la que da la nota).

Oh, vaya, llevas 9 años conmigo y todavía no has asumido que soy un poco extravagante. Que no encajo demasiado. Que lo común me aburre y lo critico. Que no soy la mujer-madre-criada que todo hombre desea (a veces pienso que es lo que a él le gustaría, en serio). Y una larga lista de más cosas.

Pero es que hace calor. Me da igual que estemos a finales de octubre, tío: no hace frío. No me hables así.

Bla, bla, cabreado. O sea, para flipar. ¿Qué es lo que te molesta? Es que no lo pillo. ¿Que lleve pantalón corto porque enseño? ¿porque es octubre? ¿porque seré la única que lleve pantalón corto? ¿en dónde?

Es que no te das cuenta de que ME LA SUDA la fecha, ME LA SUDA como vayan los demás, ME LA SUDA que a algunos tíos os molesten los shorts de vuestras novias (pero no los de las demás tías) (sé que es un poco machista y lo hablamos largo y tendido; él sabe muy bien lo que pienso y lo que no tolero, pero alguna vez le dan arranques. Su familia siempre ha sido muy machista).

Yo no tengo frío todavía, créeme que cuando lo tenga, me abrigaré. Además que soy de tener frío en los hombros y en la espalda, sabe perfectamente que en pleno febrero voy en manoletinas.

Le dije: ¿sabes qué? Tías que no son notarias las hay en todas partes. Si tanto te molesta que sea una notaria, ya sabes, tienes mucho donde elegir.

Es que soy así y punto. Me decepciona pensar que no sigue conmigo por cómo soy. Creía que era algo que le gustaba de mí, sinceramente. Quizá es que 9 años son demasiados y la memoria falla; ya habrá olvidado lo que es estar con una tía corriente y moliente, aburrida y superflua. No sé.

Me contestó: lo tendré en cuenta.

Le dije: pues cuando eso me avisas.

Dijo: lo haré.


Podéis imaginar con el maldito cabreo que me fui a trabajar. No hay derecho.

Al despedirme le dije: ale, ya puedes ir buscando, venga (señalándole el móvil con los ojos).


El móvil es algo que al principio de nuestra relación nos daba recelo, sobre todo de él a mí. Yo soy muy despreocupada en ese sentido, me da absolutamente igual. Que haga lo que quiera, él sabrá. Pero es verdad que él tiene mucho más nivel de enganche que yo. A mí me estresa mucho, a él le entretiene, juega, hace mil gestiones y habla con todo quisqui con el móvil.

Al volver le insinué que qué tal, que si ya va hablando o qué. Y no sé si por pasotismo o por simplemente pensar que estaba bromeando pero ni se defendió ni se inmutó.

Si él dudara de mí, si creyera que estoy hablando con otro, fijándome en otros, etc. me ofendería muchísimo. Sé que él no es yo, pero un mínimo interés en hacerme pensar que no es así, se agradecería.

Y no es que me dé miedo de que ahora, a raíz de que yo le dijera eso, se ponga a hablar con chicas con otras intenciones. No. Es que me hace pensar que ya lo viene haciendo desde hace tiempo. No con intereses reales tampoco, sólo por distracción. No sé.

Uniendo ahora todo lo que ha pasado en los últimos meses, cobra sentido. 


Tenemos una relación no-convencional, hemos pasado épocas distanciados sin perder el interés, he soportado las mil y una en su casa, me he vuelto a la mía... y yo pensaba y creo que sigo pensando que nuestro amor, nuestra conexión sigue intacta.

¿Es que son imaginaciones mías? ¿Es que confío demasiado?

¿Qué está pasando?

"Lo tendré en cuenta".

Seguramente él ni se acuerde de lo que dijo.
Yo sí.

sábado, 10 de junio de 2017

Sexo, género, transexualidad y feminismo.

Hace mucho tiempo que vengo pensando en este tema y queriendo hablar de él, pero es un poco delicado y nunca jamás querría herir la sensibilidad de nadie. Es algo que no me atrevo a hablar con cualquiera porque existen ideas muy rígidas y la discriminación está a la orden del día. Y no me refiero a las personas arcaicas, conservadoras, racistas, homófobicas, tránsfobicas. Me refiero a todo lo contrario, a la gente que está de lleno en este movimiento.

Y es que creo que se está yendo un poco de las manos todo el submundo del género. Se están creando demasiadas definiciones, demasiados encasillamientos, demasiado vocabulario extraño y, lo siento, innecesario. Se está perdiendo demasiado tiempo en delimitar que podría utilizarse en aspectos más relevantes.

¿A qué me refiero concretamente? Ahí va: "Hola, soy cisgénero aunque a veces un poco genderfluid y bisexual romántica 70% hombres 30% mujeres. LGTBI 4ever".

Y esto no es nada, porque hay etiquetas para aburrir y ni siquiera he querido informarme al completo porque me parece absurdo. De hecho muchas veces leo cosas que tengo que buscar porque me confundo.

Qué sí, que las etiquetas pueden tener su utilidad para visibilizar colectivos reprimidos y discriminados, no lo pongo en duda, pero se está "diseccionando" a la sociedad de una manera extrema.

Y me pregunto: ¿hasta qué punto das importancia a tu vida sexual/amorosa? ¿Hasta el punto que define quién eres?

Y no sólo eso, porque todo empezó con la homosexualidad y ha llegado a la identidad propia. Es decir, hemos pasado de la orientación sexual a la identidad de uno mismo en relación al sexo con el que se nace y se ha mezclado todo en una comunidad. Y no puedo decir que el heterosexual queda injustamente fuera porque se me lanzan al cuello con que el heterosexual es un privilegiado y no puede entrar en la comunidad, por lo tanto.

Pero estamos hablando de definir orientaciones sexuales, identidades sexuales... o de discriminación?? La guinda del pastel es que el feminismo se ha asociado en esta comunidad y la defiende a capa y espada, lo cual me parece estupendo, pero creo que está mal enfocado.

Veo un error de base descomunal. Espero que se me entienda porque es complicado de explicar.

Estamos luchando muy fuertemente con que el sexo con el que nacemos no define nuestro género. Puedes nacer con genitales masculinos y sentirte mujer, o genitales femeninos y sentirte hombre.

Estamos luchando fuertemente porque estas personas sean respetadas y tengan igualdad de derechos, por la libertad, por poder expresarte tal y como te sientes con tu cuerpo, ya sea verbalmente o físicamente. Y es genial, lo apoyo 100%.

También estamos luchando fuertemente por exterminar los roles de género, la esclavitud de la mujer con los cánones de belleza, la imagen del sexo femenino como algo bello, la relación entre ser mujer y el color rosa, las princesas, la debilidad, la maternidad, el cuidado del hogar y un largo etcétera.

Aquí es donde me choca todo.

Una mujer no tiene que adoptar el género femenino por haber nacido mujer como norma. Una mujer puede adoptar un rol masculino, un rol neutro, un rol X (porque si nos ponemos a definir roles, yo diría que puede haber UNO PARA CADA PERSONA). Tenemos el problema de la sociedad, en el que los roles masculino y femenino están muy marcados y, desgraciadamente, se toma como normal adoptar el género que va con tu sexo y se discrimina, acosa y se le hace la vida imposible al que no. Es obvio que quien tiene que cambiar es el que no acepta, el que insulta, el que pega; sin embargo los problemas psicológicos y las consecuencias de todo tipo se las lleva la persona que no encaja con lo que hace la mayoría y entra en una crisis existencial y emocional muy dura.

¿Por qué nos afecta tanto el no tener clara nuestra identidad, nuestros gustos, el no encajar? Por qué nos da miedo mostrarnos tal y como somos, la exclusión social, el sentirse apartado? Todos esos miedos y ese dolor, que es bastante común en estas circunstancias, no hacen más que agravar las distancias entre una persona que entra en lo normativo y la que no. Y no se trata de crear distancias ni de hacer grupos diferentes (no queremos discriminación, no?), se trata de que todos somos uno más en este mundo, al margen de cómo nos sintamos con nosotros mismos y qué nos guste de las demás personas sexual o sentimentalmente.

¿¿Por qué es tan importante definirse a uno mismo en ese sentido?? Pensaréis, claro, como tú eres heterosexual y mujer de sexo y género no tienes ese problema, no has sufrido la discriminación, la homofobia, la transfobia, lo que sea. No, eso no, pero he sufrido otro tipo de discriminaciones (no por ello menos injustas) y puedo ponerme perfectamente en vuestra piel. 

Como si las personas de mis características no tuvieran que definirse nunca. Pues quizás deberíais aplicarlo sin tener que montar cientos de películas e inventar decenas de términos. Voy a ser sincera: nunca me he planteado mi sexualidad porque no he visto nada de malo en sentir lo que fuera por un sexo/género u otro. Nunca jamás he visto mal sentirme atraída por otra mujer. Nunca en mi vida me he prohibido sentir libremente, nunca me he autolimitado. Y hablo para mis adentros, para mí misma, no en plan de confesar a nadie si me gusta X o Y (que me parece una tontería). Y si alguna vez he visto a una mujer atractiva (sea transexual o no), me he quedado mirando un trasero espectacular de mujer o unos ojazos brutales de mujer, no me he cuestionado quién soy, hacia dónde voy, cuál es mi camino. Simplemente lo he disfrutado.

Porque aunque tenga pareja y sea un hombre de sexo y género no estoy cerrada a nada: si siento, SIENTO. Y me da igual hacia qué. Por eso aunque el colectivo me vea como una heteronormativa, yo no me veré así. Soy yo, no hay más. Y creo que todos deberíamos vernos así y dejar de alimentar las discrepancias. Y nadie me tiene que aceptar más ni menos por mis elecciones personales. Es tan sencillo como eso. Ni pinchan ni cortan.


¿Qué más da qué sexo, qué género, qué tipo de persona te gusta, te atrae, te enamorarías? ¿¿Qué cojones importa??

¿Qué más da qué sexo tengas y qué género sientas? Te sientes como te sientes, y NADIE tiene ningún derecho sobre ti por sentir LO QUE SEA QUE SIENTAS QUE ERES. 
¡¡Tenlo claro!!


Y aquí viene la contrariedad.

Y es que todavía estamos muy anclados a mujer - rol femenino, hombre - rol masculino. Si una persona, nazca del sexo que nazca, puede tener el género que le plazca porque es tal cual se siente, ¿qué sentido tiene la transexualidad?

Si fuéramos una sociedad avanzada, sin prejuicios, sin gilipolleces, ¿creéis que existiría?

Si los roles de género son un constructo social, que se enseña y se aprende, que lo seguimos porque lo vemos en la familia, en la sociedad, en la publicidad y en todas partes, y por lo tanto cuando nacemos no tenemos género, ¿por qué una mujer se siente hombre? ¿Por qué un hombre se siente mujer?

Es la muestra de que no es algo biológico. Es la muestra de que también existe una influencia social enorme en la transexualidad. Que un hombre se sienta identificado con el rol femenino, un rol que se crea, se construye y se adquiere por lo que es nuestra sociedad PATRIARCAL, y lo mismo al revés, es muy curioso. Porque generalmente la consecuencia final es cambiarse de sexo. Estás relacionando DIRECTAMENTE tu sexo con tu género. Aunque todo lo que se hace previamente también lo es: ponerse otro nombre, cambiar el artículo cuando te refieres a ti mismo... se relaciona directamente un físico, unas actitudes y unas características a un hombre o a una mujer.

¿Estás siendo biológicamente justo o estás siendo una víctima de la sociedad? 

Una persona que nace hombre y es mujer suele llevar el pelo largo, se maquilla, "puede" usar tacones, bolsos, faldas, se depila completamente y hasta se elimina definitivamente el vello, se pone pecho...

Y no hace falta que describa cómo es una persona que nace mujer y es hombre, creo que el concepto queda claro.

¿No estamos así perpetuando los roles de género? ¿No estamos así conservando una sociedad con dos únicos géneros? ¿No estamos así limitando lo que es ser mujer y ser hombre? ¿No estamos autodiscriminándonos por ser como somos?

Me parece innecesario.

Naces como naces, y eres como te sientes. Y te expresas con tu físico, con tu ropa, con tus complementos, con todo, COMO TE DA LA GANA

Basta de condiciones, normas, patrones.
Estoy harta, ¡¡¡seamos libres de una vez!!!

sábado, 22 de abril de 2017

Dudas y condicionamientos.

Llevo un par de años trabajando de una manera irregular e ilegal. Sostenible hasta cierto punto pero con fecha de caducidad segura.

En estos últimos meses me he estado planteando seriamente ir reduciendo el volumen de trabajo hasta casi hacerlo desaparecer por completo para un día acabar con todo e irme de aquí a la aventura a probar algo totalmente distinto. Lo tenía bastante claro. El verano pasado casi casi lo hago, pero los compromisos me pudieron. Me cuesta muchísimo decir que no (en temas de trabajo) y renuncio a lo que quiero hacer.

Me casi prometí que este año no lo iba a dejar pasar. Quizás no estaba preparada el anterior, pero ahora sí y con más ganas aún. Porque cada día de trabajo se me hace un mundo. Y me he dado cuenta perfectamente en esta semana santa, que he estado los 4 días de fiesta EN LA GLORIA. Me he sentido tan genial.
Necesitaba ese respiro como el agua (ni en navidad tuve descanso...). Y el martes fue como... no quiero ir a trabajar. No, me niego.

Obviamente tuve que ir. Pero fue una sensación muy desagradable para mí y me hizo recapacitar mucho. Me hizo replantearme de verdad el borrón y cuenta nueva.

Y qué ha pasado? Después de tanto tiempo en esta situación irregular e ilegal que parecía que nunca iba a cambiar, me han ofrecido revertirla, hacerlo todo legal, cobrar muchísimo más por hora y ya ni dependiendo de una empresa, sino siendo autónoma (con los gastos que supone pero aún así ganaría más que ahora y dejaría de ser una puta parada). Lo que yo he querido desde el inicio.

Esto me ha alterado todo lo que tenía pensado. Pero lo primero que se me viene a la mente no es el beneficio que yo pueda extraer de este cambio (que es muy jugoso y me dará éxito laboral), porque sinceramente ya me resbala (estoy cansada), sino "cómo voy a dejar tirada a esta gente ahora?". Cómo voy a hacerles ésto después de este "favor"? Es lo que más me preocupa. Me cuesta un montón ser egoísta. Y recalco que salgo ganando muchísimo con el cambio, pero para mí es alargar la consecución de mis objetivos/deseos, alargar el martirio.

Encontraré consuelo en la compensación económica? Estoy casi segura de que no, quizás a corto plazo sí pero a largo no.

Por momentos decido posponerlo de nuevo para el año que viene, por momentos pienso que, a la mierda, me largo. Estoy muy indecisa y angustiada. Quién sabe qué pasará el año que viene, quizás ya no lo veo igual. Quizás me habré dejado llevar demasiado por la puta vida normativa. Pero quién me paga o me devuelve a mí el estrés, el cansancio, el tiempo y la juventud?????


No puedo rechazar la oportunidad, o, más bien, no puedo aceptarla y luego decir que lo dejo como si fuera una desagradecida. Además, tendrán que poner a otra persona y si precisamente me dan esta oportunidad es porque les intereso yo.

Me sabe fatal, es eso.

Para colmo, me han ofrecido más horas sueltas en otros sitios y nunca soy clara, no sé rechazar. Es cierto que al principio dudé y me enorgullece que quieran contar conmigo porque les gustó mi manera de trabajar (a veces hago sustituciones o colaboraciones) pero realmente no quiero meterme en más marrones. Y este verano también tengo algún compromiso... pero estas cositas sueltas son más fáciles de dejar que lo otro, donde soy "fija" y tengo bastantes horas pero sin contrato.

Siento de verdad que tengo que aplazarlo todo un año más. Y lo que más rabia me da es que después no tienen ningún reparo en darte la patada si fuera requerido, o no les importa tenerte más de un año trabajando ilegalmente, sin cotizar y cobrando una mierda. Pero yo sí me tengo que comer el tarro por sus cambios repentinos de ideas.

martes, 11 de abril de 2017

Primeras canas WHAT? + el tema de siempre + festival !!

Estaba el otro día cambiándome la raya del pelo, porque según para qué lado la ponga me cambia la cara, ehm, québien. No, es que también el pelo se acostumbra a estar de un lado y al ponerlo hacia el otro se resiste y crea más volumen y a mí todo lo que sea volumen rollo tupé me encanta. El volumen de medios a puntas ya no tanto.

El caso es que en una de esas giradas de lado me encontré un maldito pelo blanco. HOLA? Tengo una cana? Que digo una, fueron un par. Una me la arranqué, la otra la perdí. Blanco brillante, tío. PERO ÉSTO QUÉ ES? Qué drama, canas ya. No me lo puedo creer. Me rayé un montón. Ahora me voy a tener que teñir el pelo siempre?? O teñirme sólo esos pelos? Cómo se soluciona ésto? Cada mes crece un centímetro, pues toma centímetro de pelo blanco. No, por favor.

Estoy en un punto en el que quiero las mínimas dependencias de nada. No quiero tintes, no quiero planchas, no quiero historias. Quiero lavarme el pelo, secarlo al natural y listo. No quiero hacerme nada, joder. Es una losa, una losa que ya he aguantado demasiados años.

Total, me puse la raya del pelo en el mismo sitio de antes y me fui. No me quise comer más la cabeza. Cuando sea algo más alarmante ya lo pensaré. No es para tanto.

Lo que realmente me preocupa es que esto nunca va a menos, siempre es a más. Y es un añadido, una cosa más a tener en cuenta. Un mierdón. Es darte de bruces con la vejez inminente. Qué cuadro. Y te empiezas a examinar y empiezas a ver tu cara real, esa que no es tan perceptible porque te la ves cada día. Pero ya hay pequeños rasgos, te vas identificando con las cosas que tú veías en la gente "mayor".

Oh, dios, qué triste. El año pasado por mi cumpleaños me decían que parecía una chavala, no se creían mi edad. Este año me da la sensación de que he envejecido unos cuantos de golpe. No sé si serán las circunstancias o las malas épocas que he tenido (salud, estrés...), pero me veo peor. Y me veo hasta semejanzas con mi madre, que me saca 20 años. La expresión de los ojos. No sé. Pensaba que no nos parecíamos en nada y ahora sí :|

La juventud se pierde. Me da mucha tristeza sentir que poco a poco estoy pasando al otro bando.

Mi hermana con 17 años tuvo un mechón de canas durante bastante tiempo por estrés y se le fue al cabo del tiempo, así que confío en que mis canas tardarán más en hacer su aparición estelar brutal. Mi novio tiene pelillos blancos por toda la cabeza y es más joven que yo pero también es verdad que está pasando una época agobiante en el trabajo. Su hermano de mi edad no tiene ni una xD

Pero qué cojones, sigo siendo muy joven, me molesta que me preocupen estas cosas.

No quiero crecer.

Resultado de imagen de primeras canas

Y precisamente relacionado con ésto, el otro día vi el perfil de una chica que tiene dos hijos y por lo visto era su cumpleaños. 27 años :| cóooooomo? xDDD Es más joven que yo, jamás lo habría dicho. Le echaba entre 32 y 35. Increíble. Y la chica es guapísima, tiene la piel de la cara perfecta, no se aprecian arrugas, pelo lacio, buen físico, viste muy bien... pero me parecía más mayor. Y es que hace vida de mayor. Casa/piso, pareja/marido, trabajo "estable" y dos hijos. Sólo ver su día a día con los hijos a cuestas te cansa. Y vale que a través de redes sociales no se puede apreciar bien cómo es la vida de una persona (de hecho suele parecer mejor de lo que es), pero me pareció sumamente insustancial, aburrida y a la vez agotadora.

A mí también me sorprende que en ésta época económica, más mala que buena para la mayoría, mucha gente se meta en esos berenjenales. Pero lo hacen, y eso les da aún más presión. Hace poco un conocido se quedó sin trabajo y, madre mía... estaba comido de los nervios. Tiene un hijo y su pareja estaba agobiadísima porque no sabía qué iban a hacer si no encontraba otro trabajo pronto. El chico sólo por no escucharla (literal, de su boca) buscó y buscó sin tregua hasta que encontró otra cosa y así mantener "el mar" en calma.

No pienso que quien se mete en el mundo de los retoños esté equivocado. Pienso que lo está quien se mete por intuición, porque toca, porque cree que es lo que tiene que hacer. Creo que si ser padre/madre es tu sueño y lo deseas de verdad es estupendísimo, porque es algo que te dará felicidad real. Pero hacerlo porque sí, por cumplir, por dejar descendencia, porque no se te pase el arroz, por imagen y por mil tonterías más (y es que no se dan cuenta de los motivos reales de por qué lo hacen)... me parece un total error.

La que fue mi más mejor amiga está buscando un bebé ahora mismo y es como... umf, hablamos una vez a la semana y da gracias. Hace un montón que no la veo. Intentamos recuperar el contacto pero parece que no es posible, que cada una va por su lado con intereses distintos.

Es verdad, tengo que buscar otras amistades pero es complicado hacer amigos AMIGOS cuando no eres adolescente. Sobre todo cuando no sabes muy bien dónde buscar. Porque todo el mundo tiene su vida y sus amistades también. Puedes compartir aficiones, actividades, pero no vida. Para colmo no soy muy de redes sociales y es algo que me ayudaría, pero me dan grimilla. No mantengo relación con apenas nadie de manera virtual, es algo que no me llena. Utilizo internet para facilitar el contacto, nada más.


Siguiendo en lo de ser madre, estoy cansada de ver a mujeres cansadas. Lo veo cada día en mi trabajo y me da mucha tristeza. Mujeres que no tienen tiempo para ellas porque se dedican a la familia sin quererlo. Y aunque sean ya familias "modernas" en las que el padre colabora y la madre trabaja, sigue siendo muy dedicado. Ya no pueden pensar en su bienestar, en su ocio, tienen que estar pendientes de los niños las 24 horas del día. Cuando no es el colegio son las actividades extraescolares. Cuando están de vacaciones peor, no tienen ni un minuto libre. Cuando son pequeños porque son pequeños, cuando son adolescentes porque son adolescentes. Así. Todas las etapas tienen muchos contras. Y, de verdad, acaban hartas, agobiadas, exhaustas. "La casa se me cae encima", "no puedo más".

Son tantas las mujeres que me encuentro así. Otra estaba hablando con su hijo de algo, y cuando se marchó me dice: "oooooooooooooggggggghj, no tengas hijos!". Le dije que no pensaba hacerlo jaja y me contestó: "haces muy bien". Otras veces en conversaciones más profundas me dijo que sí, que quería mucho a sus hijos, pero que si pudiera volver atrás seguramente no los tendría. Y si ahora se quedara embarazada sin querer no lo tendría ni loca, no se lo pensaría dos veces. Manifestó hasta cierta envidia sana. Una de las mujeres más honestas que me he topado (porque la mayoría me dice: ya te tocará).

Sé y entiendo que la maternidad puede ser maravillosa, pero lo será para quienes tengan esos intereses, interés en tener una vida de esas características (y aún así encontrarán muchas trabas pero sarna con gusto no pica, dicen).

Por eso, repito, no tengáis hijos si de verdad no es vuestro sueño y si no queréis dedicaros en cuerpo y alma a ellos. Hay tantas vidas que me provocan tanta tristeza. Los hijos formarán parte de ti siempre, tienes que incluirlos en tus planes y en tu todo. Tener un hijo para nada más levantarte llevarlo a la guardería y "desconectar" de él me parece feo. Lo entiendo pero es feo, porque has decidido tenerlo y quieres quitártelo de encima para hacer tus cosas (o para trabajar, claro, porque dependes 100% de un ingreso mensual para criar y mantener a otra persona que no eres tú).

Creo que hay muy poca consciencia de lo que es tener un hijo.

Resultado de imagen de madre agobiada

Para acabar, no sé si el mundo escuchó mis plegarias (broma) pero...

TOMORROWLAND viene a BARCELONAAAAAA !!


AAAAAAAAAAAAAHHH, no me lo puedo creer, me enteré hace 3 ó 4 días y estoy eufóoooooooooooricaaaaaa, me hace tantíiiiisima ilusióooooon, y mi novio en esa fecha tiene festivoooo!!!

Meeeeee mueroooo de felicidad!!!!!! Es dos semanas después del Barcelona Beach Festival, me ha caído como anillo al dedo.

Cuando me lo contó mi novio juro que pensé que estaba tomándome el pelo. Tomorrowland aquí? Por qué? Jaajajajajjajaa increíiiiiible!

Resultado de imagen de tomorrowland barcelona

Dios dios dios dios. Todavía no han dicho los artistas pero sé que estarán a la altura. Ojalá algunos del BBF repitan festival porque dejarán el listón alto. Además ese será en la playa, puede ser un plus. Pero da igual, es Tomorrowland, es demasiado.

Por mí iría a los dos pero ya me conformo jajajaj aaaaaaaaaaaaaggHRfdetgh me muero de ganas.

En principio iremos mi novio y yo solos. Lo ha comentado con sus colegas y hay un par que sí les mola (parece que si es Tomorrowland cambia la cosa cuando el estilo musical de ambos festivales es similar sino idéntico) pero no lo tienen claro, porque quizás deberían ir con sus novias o si van sin ellas se cabrearán. No sé, cosas absurdas de la vida. Que sus novias se vayan de fiesta con sus amigas donde quieran y ya está. A escuchar reguetón revenío (broma, soy la primera que lo da todo con el reguetón jaja aunque según cuál).


Ya nos veo solos ahí pero no importa, así no estamos condicionados por nadie y no me dará ningún corte darlo toooodo jajaja y haremos amiguis fugaces seguro. 

Ya puedo ir preparando unas bambas para destrozarlas.

viernes, 10 de febrero de 2017

Personas dispares en lugares equivocados.

Lo único que repudio de haber escogido la vía "no convencional" de vivir (=no tener hijos, no casarme, no encadenarme a un puesto de trabajo, ni a una vivienda, ni préstamos sin fin...) es que haya tan poca gente que la practique como yo. Ya, por eso no es convencional, jajaja, obviamente; lo he pillado. Pero joder, es que no encuentro a nadie de mi entorno que comparta los mismos ideales, ni tenga los mismos gustos, sueños, GANAS.

Voy a ser más concreta. La gente de mi edad e incluso más joven (26 años) ya se está adentrando por completo en lo que se supone que es el desarrollo de cualquier ser humano. Algunos se casan, otros se van a vivir juntos, otros ya tienen su retoño... y ninguno, ninguno, ya tiene tiempo para más cosas. Todos y todas están enfrascados en gastos e historias y tienen que cumplir, tienen que estar a pie de cañón ganando dinero para pagar la hipoteca, pagar la boda, pagar mil gastos, pagar pañales. Y los fines de semana o bien son para pasarlos en familia, en pareja, para ir a hacer la compra al Carrefur, o para ir al bar a freírte de cervezas mientras tu novia da el pecho, acuna y limpia cacas de vuestro hijo. Etc.

No queda un mísero espacio para el ocio, el ocio de verdad. No eso de reunirse varios amigos una tarde y jugar a la Play. No. Estoy hablando de irte por ahí, a cualquier sitio que te apetezca más que tu aburrida casa, y te liberes, disfrutes, te relaciones, seas tú mismo de verdad.

Con 18 años era salir de fiesta. Ahora qué sería? Cómo se le llamaría? Para mí es más que eso, es más que salir de fiesta. Salir de fiesta lo hace cualquiera, está muy poco valorado.

Quiero VIVIR, simplemente vivir. Descontrolarme, dejarme llevar, EMOCIONARME, desinhibirme. Quiero gritar, quiero emborracharme hasta no sentir ni los dedos de los pies, hasta que no me duela bailar sin freno toda la noche, hasta creer que ni la tristeza, ni el estrés, ni el agobio existen.

Y me da muchísima pena ver que ya nadie está por esas. Pena por ellos y por mí, que me siento sola, me siento desamparada. Siento que tengo tantísima energía dentro que necesito EXPLOTAR y no puedo. Parece que me he vuelto como ellos, que ya no salgo, que ya nada me emociona ni me motiva cuando no es así, cuando tengo el alma más joven que muchos jóvenes de veintipocos. Que ODIO, repudio, pasar un fin de semana aburrido, siento que estoy desaprovechando mi vida. De verdad. Porque entre semana ya tengo que trabajar y mira, qué le voy a hacer. Qué menos que exprimir a fondo esos días libres. 

Pero el mundo está triste. El mundo escoge una vía que no les hace felices, y lo hicieron voluntariamente. El mundo está apagado y se lo buscaron ellos mismos.

Mañana es sábado y mi plan más interesante puede que sea ir al cine. Que no digo que esté mal, pero es que empiezo a verlo insustancial. Necesito más. Y poco a poco se va convirtiendo en peli en casa. Que me encanta el plan de sofá, manta y peli, pero no por norma. Ir a cenar a algún sitio, tal vez? Luego a última hora se acaba cancelando.

Me cansa. Dónde está la gente VIVA? Dónde está la gente CON GANAS?

Este año uno de mis propósitos era salir más, irme de esta ciudad, conocer lugares nuevos, hacer cosas nuevas, locuras. Principalmente acompañada. Y todavía no he hecho nada, porque nadie comparte mis gustos, mis deseos, no sé.

A todo Cristo le viene mal por un motivo u otro. Siempre hay excusas, disculpas. Nadie puede. Una de ellas es el dinero. A mí me vienen a hablar de dinero, cuando estoy más pobre que todos xD. Otra es la pareja, la casa, el hijo y así. Yo no sé ya si son motivos reales o si es una manera que han encontrado de esquivar vivir la vida de verdad, porque les viene grande o les da miedo o ni siquiera saben cómo hacerlo.

Parece que la vida es tan limitada cuando en realidad no lo es en absoluto. Tenemos MIL oportunidades y MIL alternativas, hay tanto por descubrir. Y se quedará ahí, donde está, porque nadie irá a por ello.

Lo hablé con mi novio. Estoy cansada. A lo más que podemos aspirar es a ir a un maldito garito de mala muerte de la zona discotequera de nuestra provincia, y ni con esas nuestro grupo de amigos/as iría convencido. Ya ni por los cumpleaños. Nos quedamos el uno al otro y para ciertas cosas es limitador. Yo me lo pasaba que flipas de fiesta con mi novio, los dos solos, pero también mola ir con tu grupo de amistades, o amistades+parejas. Y no, no hay opción ya (y si la hay es carente de emoción total).


Hace varios años que quiero ir a Tomorrowland, un macrofestival en Bélgica que me APASIONA bestialmente. Sé que iré más tarde o más temprano, pero todavía quedan algunos años. Lo que más se asemeja aquí en España es el Barcelona Beach Festival. Hace unas semanas vi el anuncio y me quedé loca. Armin Van Buuren, Axwell, Ingrosso, Dimitri Vegas, Like Mike, HARDWELL, Martin Garrix, HOLA? Me muero ahí mismo.

Cuando lo vi, me emocioné tanto... Me hizo tantísima ilusión!! Me vale, me vale de sobras. Quiero ir DE CABEZA. Me vuelven loca esos artistas, me flipa su música y sus festivales, me MUERO por verles en directo. Es que vamos, si me pusieran sus canciones modo Dj Patatero me conformaba, pero es que ni eso hacen aquí.

Cuesta 70€uracos (sin contar gastos y desplazamiento) pero si quiero hacer algo, si quiero ir, si me lo quiero pasar que te cagas, si quiero disfrutar, SI DE VERDAD QUIERO ALGO, me sacrifico y LO CONSIGO. A cualquier persona que le diga que el festival cuesta 70€ le parecerá una burrada y seguramente ganen casi el doble que yo.

Es eso, que no compartimos gustos/aficiones. Estamos en otra órbita.

A mi novio también le gusta esa música, siempre nos montamos nuestras raves en el coche y no le importaría ir. De hecho teníamos planeado ir los dos solos porque creímos que en esa fecha tenía fiesta. Pero lo volvimos a mirar (por casualidad) y resulta que no, que trabaja ese día y el anterior y el posterior. No puede ir. Y yo me he quedado chafada, porque me moría de ilusión... Creo que él habría ido principalmente por mí, porque él está entre dos órbitas, no está en la mía del todo ni en la del resto de personas conocidas.

Cualquiera de mis amigas me diría que estoy loca, que no van ni hartas de vino. Otras que les encantaría pero no pueden (hijos, obligaciones...). Lo cierto es que no conozco a nadie que le guste esa música.

DE DÓNDE SALE TODA ESA GENTE QUE VA A LOS FESTIVALES? En serio, dónde estáis?? Acogedme, por favor! Enviadme una señal para conoceros!! Qué triste...

Me siento tan fuera de "onda". Odio esta expresión pero es que es así xD


En serio la vida se queda aquí?? Yo me muero de aburrimiento.


Me quedo con 3 frases de canciones que me gustan:

"I DON'T WANNA GO HOME!"

"SLEEP when we are DEAD"

Y...
"Dream BIGGER".

No sé cómo ni cuando será pero yo no quiero seguir así ni aquí...





martes, 20 de diciembre de 2016

Truñinavidades.

No pueden estar pasando más cosas. Siempre por estas fechas siento ilusión, siento ganas de celebrar, de reunirme con mi familia y mi gente importante, cantar, reír, comer, beber, bailar, pasar un buen rato. Y este año no siento nada de nada. El estrés me puede. Entre que tengo problemas de salud (que poco a poco van mejorando) y que la situación económico-familiar está tensísima, es un jaleo.

Pero no sólo eso, sino que estoy currando todos los malditos días y más de lo que debiera porque hay personas que se pillan una o dos semanas de vacaciones y ¿a quién le toca cubrir sus horas? Exacto, a mí. No tengo descanso.Y Navidad cae en domingo; año nuevo también. Dos semanas como otras del año, tal cual. Menuda mierda. Y sí, ya sé que para todo el mundo es así, bla, bla. Así es la vida. Sí, ya lo sé. La vida es una mierda. Para todos.

Y más cosas que me tienen preocupadísima... se me ha estropeado el coche (de muerte, de se finí para siempre) y estoy completamente coja. Dependo totalmente de él. No puedo comprarme otro ipso facto primero porque no tengo suficiente dinero y segundo porque en NINGÚN sitio me financian nada por los temas que hablé anteriormente. Tengo que buscarme rapidísimo un coche barato, pagar con todo lo que tengo y pedir el resto a mi novio (que se lo iré pagando mes a mes). Ahora me voy apañando con lo que me dejan, pero es un sinvivir. Ponerse de acuerdo, organizarse, yo a esta hora, tú a la otra... me he tenido que venir a mi casa (con la familia) para facilitar las cosas. Y tengo tanto que hacer, que no sé cómo llegaré si me tienen que prestar un coche constantemente...

Total, que con lo tenso que está todo me parece que no vamos a celebrar las fiestas con la familia al completo; lo haremos por separado. La familia de mi tía está cabreada con nosotros. Como si los demás tuviéramos algo que ver con el problema que ella tiene con mi padre; es más, estamos salpicados... Pues no nos hablan apenas y de momento parece que no nos juntaremos.

Y con lo del coche a ver qué hago para comprar un detallito a mis hermanos para Reyes... pf. Pensé que este año podría estirarme un poco más pero voy y me quedo sin coche. A mi novio también le quiero regalar algo y no sé cómo lo voy a hacer...

Nunca he hablado de lo tremendamente caro que me parece alimentarse y proveerse de las necesidades propias. Hace cosa de un año todavía me quedaba el recurso de la despensa familiar, aunque prácticamente me lo compraba todo yo, pero cuando me hacía falta podía utilizar champús de la casa, agua, leche, café de la casa, cosas básicas. Desde hace un tiempo no, tengo que estar pendiente de todo, del papel de váter, del detergente, de las toallas, de la comida diaria... gasolina... el seguro del coche... mil historias. Es muchísimo. No paro de soltar pasta. Qué exagerado, y mira que soy de marca blanca low cost forever 100% y muchas veces he pensado que gasto poco, pero otras parece que el dinero se escurre de las manos. Tampoco es que gane mucho y eso hace algo de diferencia. No sé, se me hace difícil. Y tener que ir a comprar constantemente me entorpece la vida. Los supermercados abren cuando estoy trabajando, me viene de culo siempre. Yo iría a las 2 del mediodía o a las 10 de la noche.

Ya, es lo que tiene desprenderse del nido e independizarse, soy consciente y tampoco cuesta tanto, pero hay épocas... sobre todo porque aunque esté prácticamente independizada hay un tema que no me deja estar del todo bien, que aunque viva con mi novio no sólo somos mi novio y yo, por desgracia. Hay marrones también por su lado... y me encantaría explotar y cagarme en todo (porque tienen tela algunas cosas que están pasando...) pero si me leyeran sabrían perfectamente que soy yo.


En fin, se me viene todo encima de golpe y me harto. Y aguanto, sigo aguantando, pero me duele no poder hacer un buen regalo a mi familia ni poder pasar unos días en paz, sin pensar en movidas.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...